Cogito ergo sum

Cogito ergo sum

Por: Arturo J. Guzmán, Analista

 Si René Descartes, el llamado “Padre de la Filosofía Moderna”, resucitara aquí en Puerto Rico se horrorizaría que su famoso principio “pienso, luego existo” quedaría devastado ante el hecho de que aquí tenemos muchos que existen pero no piensan: Los llamamos “populares”.

Desde luego no me refiero a “los populares” que son personas bien intencionadas, buenos ciudadanos que consideran primordialmente el bienestar de Puerto Rico y que militan en el PPD como derecho democrático porque prefieren su plataforma de gobierno o su oferta electoral.

Me refiero a todos los que se someten al engaño de aquellos que utilizan la explotación de la ignorancia y la mentira como los únicos artífices para tratar de perpetuar una doctrina ideológica y política que es incapaz de sostenerse por sí misma. Una doctrina que ha subsistido por sesenta años, a base de confundir, desvirtuar, sustituir la realidad por una condición que nunca ha existido ni podrá existir.

Es lamentable que todavía abunden en nuestra sociedad aquellos que se respetan tan poco a sí mismos que por su propia condición también son incapaces de respetar a sus compatriotas y correligionarios. Se creen omnipotentes y padecen de un complejo de superioridad tan integrado a sus postulados que les ciega al extremo de menospreciar la inteligencia y perspicacia del pueblo lo que resulta en que solo puedan demostrar su propia vulnerabilidad e ignorancia.

Señalo a todos los que predican las medias verdades, los pactos bilaterales y la soberanía escondiendo que solo son posibles como atributos de una nación soberana e independiente. Hago alusión a aquellos que aseguran que las futuras generaciones que hayan nacido en el Puerto Rico independiente y soberano que secretamente promueven, podrán obtener simultáneamente la nacionalidad y ciudadanía de los Estados Unidos a pesar de que ya serían las propias de una nación extranjera.

Denuncio los motivos de todos aquellos que durante años han tratado de engañar pregonando las bonanzas económicas de un Puerto Rico soberano. Nos presentaban el ejemplo de Singapur a pesar de que la razón de su éxito económico ha estado fundamentada en regímenes políticos dictatoriales que someten a su pueblo a la esclavitud política y económica. En años más recientes nos insistían que podíamos ser como Irlanda, pero su silencio actual nos oculta como han descendido estrepitosamente esas economías “ejemplares” que nos proponían ante los efectos de la debacle económica mundial.

Pero de todos los mentirosos y demagogos los peores han sido los que han tratado de inculcarle al pueblo que por aparente designio divino, exclusivo, y contrario a otros pueblos con similares atributos y aspiraciones, los puertorriqueños tienen el derecho absoluto a “lo mejor de los dos mundos”.

Estos últimos son los que presumen que el pueblo puertorriqueño es tan ignorante que va a creer que el contribuyente en la nación estadounidense es tan estúpido que le va a conferir a Puerto Rico las potestades de una nación independiente conjuntamente con todos los beneficios de un estado de la unión sin las obligaciones o deberes de ninguno de los dos.

Sin distinción de preferencia, exijamos que por primera vez en su historia “los populares” encaren el reto de la verdad, y como pueblo hagámonos todos el firme propósito de obligarnos a pensar, porque por el contrario dejaremos de existir.

Lo ultimo en política de Puerto Rico/USA

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/

You must be logged in to post a comment Login

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/
Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/