Nos parecemos cada día más a las repúblicas latinoamericanas que tanto criticamos. Por José M. Saldaña, ex presidente de la UPR

image.png

    8 de junio de 2019

Nos parecemos cada día más a las repúblicas latinoamericanas que tanto criticamos.

Por José M. Saldaña, ex presidente de la UPR

Luego de décadas de gastos excesivos, endeudamiento sin capacidad de pago por parte de gobernantes irresponsables que nos llevaron a la quiebra más horrorosa experimentada por territorio alguno y luego de la devastación causada por el huracán María, nos hemos comenzado a parecer cada día más a las repúblicas latinoamericanas que tanto criticábamos llamándolas repúblicas bananeras del tercer mundo. Nuestra pobreza, desigualdad entre las distintas clases y problemas sociales se han incrementado convirtiéndonos en un territorio muy parecido a los que criticábamos y con condiciones propicias para ser caldo de cultivo para llevar al poder a populistas de la izquierda.

Veamos: Puerto Rico es más pobre que el estado más pobre de la unión Mississippi. Nuestro ingreso per cápita e ingreso familiar son $11,240 y $22,477 respectivamente mientras que para Mississippi son $21,864 y $50,178. El nivel de pobreza para Puerto Rico en el 2014 era 43.5 % mientras que para Mississippi era 21.9%. Luego de María nuestro nivel de pobreza subió de 43.5% a 52.3%. En otras palabras, más de la mitad de nuestro población está bajo el nivel de pobreza. Siendo los niños de 17 años o menos los más perjudicados con 57% de pobreza y en pueblos de la montaña como Maricao y Barranquitas esto sube a 82% y 74 % respectivamente.

Por los pasados 11 años nuestra economía ha estado en un proceso de caída libre con una insuficiencia fiscal de sobre más de $7 billones una deuda del gobierno de $74 billones y los planes de retiro gubernamentales con más de $450 billones en deuda. Somos uno de los países más endeudados per cápita en el mundo. Y como si no fuera suficiente la devastación de María causó daños por alrededor de $90 billones.

En su libro “ Left behind: Latinamerica and the False Promise of Populism” por Sebastián Edwards este nos señala que además de la pobreza y la desigualdad de clases, asi como los problemas sociales, uno de los factores más importantes para que se hayan instituido regímenes de la izquierda socialista en algunos países de Latinoamérica llevando al poder a populistas, dictadores ha sido la histórica baja y deficiente escolaridad de los pueblos en cuestión. Situación que los ha mantenido sin una fuerza laboral capacitada para asumir los retos de la economía globalizada del siglo XXI y progresar. 

Según Edwards, en la inmensa mayoría de esos países, los estudiantes adquieren una educación deficiente como lo demuestran los resultados de fracaso en las pruebas internacionales de conocimiento. Esto a pesar de que en muchos de esos países como en Argentina, Chile y Costa Rica existe hoy día cobertura casi universal a la educación secundaria. Esto ha llevado al Banco Mundial a concluir que el acceso a la educación no es la clave para aprendizaje. La clave es el aprendizaje. La razón para esa educación deficiente aparenta estar en la incapacidad del magisterio en transmitir el conocimiento.

La falta de preparación adecuada de los maestros, la excesiva centralización, la falta de exigir rendimiento (accountability ) aparentan ser los principales factores responsables por la baja ejecutoria de los estudiantes en esa región. Las fuerzas y partidos políticos de la izquierda que se oponen a la globalización, a los mercados libres, son junto con los gremios magisteriales los que se han opuesto a verdaderas reformas educativas que mejoren la calidad de la enseñanza.

En Argentina al igual que en otros países y en Puerto Rico los poderosos gremios magisteriales se han opuesto consistentemente a la descentralización, desburocratización de los sistemas, a la compensación magisterial a base de mérito y de resultados, al rendimiento de los directores escolares y al mayor envolvimiento de los padres en la educación de sus hijos. Los políticos populistas hablan mucho y prometen mejorar la educación, pero no se han atrevido a confrontar a los poderosos gremios magisteriales, ni introducir legislación conducente a desburocratizar, a exigir rendimiento, y a la compensación por mérito y resultado.

Una mirada a lo que sucede en Puerto Rico con la educación nos lleva a concluir que estamos más o menos igual que en muchos países de Latinoamérica …con una escolaridad promedio de un octavo grado equivalente a sexto grado, con una deserción escolar que hace que la mitad de los que ingresan al sistema público de educación se den de baja entes de terminar el cuarto año, la mayoría de nuestros estudiantes fracasan las pruebas internacionales de conocimiento en las materias principales para la globalización y el progreso. Tenemos gran cantidad de maestros sin vocación pues el departamento de pedagogía de las universidades – tradicionalmente de los índices de admisión más bajos-fue la única opción viable para hacerse de un grado universitario. Enorme ausentismo magisterial -alrededor de 3,000 maestros se ausentan diariamente- de sus funciones. El liderato magisterial local ha copiado fielmente al de los países latinoamericanos con regímenes populistas de izquierda, los menos progresistas y desarrollados de Latinoamérica. Solo tenemos que ver como los gremios magisteriales junto con algunos sectores de la izquierda local, algunos políticos de la oposición y del mismo partido de gobierno, la emprendieron contra la Secretaria de Educación Julia Keleher desde el mismo primer instante en que la nombraron por ella estar comprometida y comenzar a llevar a cabo las reformas necesarias en nuestro sistema de educación.

En Puerto Rico tenemos que estar muy atentos a los movimientos y a las instituciones políticas que permiten que candidatos de fuerte personalidad carismática, , populistas de izquierda, con disposición a caudillos autoritarios que fomentan la lucha de clases, que detestan a los Estados Unidos, que se oponen a la globalización , al mercado libre, al capitalismo , en fin a la democracia liberal,  se conviertan en candidatos a la gobernación y otras posiciones prometiéndole villas y castillas a un pueblo con baja escolaridad y poco juicio crítico. No podemos mirar e imitar a los países menos desarrollados. Tenemos que mirar hacia los países de mayor educación y mayor desarrollo. Nos va la vida.

Lo ultimo en política de Puerto Rico/USA

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/

You must be logged in to post a comment Login

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/
Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/