Un proyecto de Igualdad

OPINIÓN

Un proyecto de Igualdad

(Nueva) Jenniffer González y Wanda Vázquez
La comisionada residente Jenniffer González y la gobernadora Wanda Vázquez Garced.Brandon Cruz González / EL VOCERO

La gobernadora Wanda Vázquez ha aumentado la velocidad hacia la igualdad política y económica. En reunión tenida con la comisionada residente Jenniffer González, ambas acordaron establecer una estrategia para que en asuntos de desarrollo económico Puerto Rico sea incluido en los proyectos de la nación a esos fines. Este proyecto es muy distinto al que propone Aníbal Acevedo Vilá, que busca una vuelta a los viejos tiempos cuando la sección 936 del Código de Rentas Internas federal permitía que nuestra jurisdicción operara como un paraíso fiscal. O sea, lo que Robert Reich llamó una vez, “corporate welfare”.

Cónsono con ellas está el presidente del Senado Thomas Rivera Schatz, que cuando se presentó la reforma fiscal que incluía a Puerto Rico trabajó arduo, junto a Carlos Romero Barceló y la misma comisionada residente para su logro, y que hace unas semanas presentó la Resolución Concurrente del Senado 99 dirigida a la inclusión de Puerto Rico en un plano de igualdad con los cincuenta estados de la Unión, y la Cámara de Representantes —con su colonialismo habitual— le votó en contra. La resolución era un muro contra la propuesta del Partido Popular de perpetuar la Isla como un territorio cuya insubordinación política viene de la cláusula territorial.

La propuesta de privilegios contributivos va dirigida a crear capital económico en las empresas que vienen a establecerse aquí sin ningún compromiso para la creación de empleos. Esa política económica se convertiría en un recodo hacia la estadidad, como le respondió Luis Muñoz Marín a los comentarios de Teodoro Moscoso en una conversación a principios de los cincuenta. Estas compañías son los nuevos grandes intereses que habían en las décadas del veinte y del treinta con las centrales azucareras y luego cuando el programa de Fomento a partir de los cuarenta que también se les garantizaba renta nominal de $1.00, subsidios de agua y luz, salarios bajos y cero uniones obreras.

PNP-Construye
PNP-Construye

El año pasado estas compañías que crecieron bajo el paraíso fiscal que respalda Aníbal Acevedo Vilá tuvieron ganancias de poco más de $44 mil millones. Solo pagaron $1,700 billones en contribuciones. El 3.8 %, mientras los trabajadores, la clase media y los pequeños comerciantes pagaron proporcionalmente mucho más que eso. Todos esos beneficios fueron gracias a legislación y decretos contributivos obsoletos que en nada ayudaron a aliviar las cargas de años que tiene el pueblo. Esto sin incluir las exenciones contributivas a los bonos que emite el gobierno de Puerto Rico.

Luego del huracán María se dieron condiciones objetivas para que Puerto Rico adelantara la causa de la estadidad. Los principales periódicos de la nación publicaron editoriales exigiendo igualdad a los ciudadanos americanos de la Isla. Luego nos visitó el presidente Trump con todo el gabinete. Fueron condiciones únicas como nunca en la historia. Pero las condiciones subjetivas no se dieron para aprovechar la ocasión. La respuesta de Ricky Rosselló fue levantar el nacionalismo cultural con la bandera puertorriqueña y esconder la de los Estados Unidos.

Igual pasó con la reforma fiscal, donde el Congreso incluía a Puerto Rico como jurisdicción doméstica y la administración de Ricky Rosselló se opuso. De aprobarse estuviéramos al borde de la igualdad política dentro de la nación de la cual somos ciudadanos. Fue un daño demoledor que al pasar los años sabremos si fue irreparable.

Apuntando a Tí
El Tío Sam Nunca le ha Fallado a Puerto Rico.

El crédito que se propone es por gasto o inversión en salarios, en compras locales o inversiones capitales, en una zona de alto índice de pobreza. Estas zonas las hay en todos los estados. Muchas áreas tuvieron operaciones de manufactura que se mudaron gracias al Tratado Libre Comercio, no por la 936. Por su parte, el proyecto de ley Plaskett-Velázquez (Acevedo Vilá) es un truco político que no será ley porque fomentaría la evasión contributiva que todavía impera en Puerto Rico. El proyecto Plaskett-Velázquez comenzaría eximiendo a las empresas que ya prosperan en Puerto Rico a través de subsidiarias foráneas.

El proyecto en un principio es de la comisionada residente, y la gobernadora lo acogió y lo apoyó, y ahora el esfuerzo es de ambas trabajando al unísono. Encaminará a Puerto Rico hacia el trato igual en asuntos económicos y contributivos como en los estados, y con las disposiciones que permite, al igual que los estados, que nuestra jurisdicción sea tratada como zona con discapacidad económica para la creación de empleos. Eso nos daría la autoridad y el recurso de poder exigir trato igual en las leyes contributivas y programas federales en igualdad de condiciones al resto de la nación como un anticipo a la igualdad en derechos. ¡Enhorabuena!

mramos

Mario Ramos Méndez

Mario Ramos, Historiador

LMM-Estadista
LMM-Estadista
LMM-Estado
LMM-Estado
LMM-Kennedy
LMM-Kennedy
Jose De Diego-Igualdad
Jose De Diego-Igualdad
AAV-Mugre
AAV-Mugre

Lo ultimo en política de Puerto Rico/USA

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/

You must be logged in to post a comment Login

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/
Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/