Escuchemos el consejo de Bill Clinton para Puerto Rico – Por Kenneth D. McClintock

OPINIÓN

Escuchemos el consejo de Bill Clinton para Puerto Rico

Bill Clinton
Bill Clinton ocupo el cargo de presidente por dos términos.Kevin D. Liles

A raíz de la meta nacional anunciada por el presidente Biden, en Edimburgo, de lograr un 100% de energía limpia en 13 años, en 2035, en vez de 2050 como requiere la ley en Puerto Rico, tenemos que ajustarnos a esa nueva meta nacional.

Durante la Reunión Cumbre Nacional de Energía Limpia en Las Vegas, en 2008, otro presidente de los Estados Unidos resumió pasos que se habían dado en nuestro país y nuestro planeta para comenzar a atender el tema del cambio climático.

Nos recordó que ya hace 13 años su biblioteca presidencial había obtenido la clasificación de LEED Platino por haber reducido en 35% su consumo energético. ¿Cuántos edificios tiene Puerto Rico clasificados como LEED Platino ahora? ¿Alguna agencia de gobierno lleva hoy esas estadísticas?

Nos contó en esa reunión cumbre que en 2007 se reunió por primera vez en un edificio carbono neutral. ¿Cuántos edificios en Puerto Rico hoy, en 2021, son carbono neutrales?

Si nos enfocamos en aumentar los edificios LEED Platino y carbono neutrales en Puerto Rico, habrá menos necesidad de generar, transmitir y distribuir energía eléctrica en el futuro, gracias a la conservación de energía.

Después de 2008 hemos adelantado algo, particularmente cuando el gobernadora Fortuño personalmente promovió la instalación de energías renovables en los molinos de viento de Santa Isabel y Naguabo, y varias gigantescas fincas solares en diversos puntos de la Isla, pero el momentum que desarrolló en ese cuatrienio desaceleró en cuatrienios subsiguientes.

Las palabras del presidente Clinton más importantes para Puerto Rico ese 18 de agosto de 2008 en Las Vegas, a pesar de que probablemente no fueron recogidas por ningún medio en Puerto Rico, fueron las siguientes:

“In the United States, the most compelling candidate for complete energy independence is Puerto Rico, because they have to import 100 percent of their energy. The Congress has battled, for years and years, about what kind of incentives we ought to give Puerto Rico to get new manufacturing jobs down there. So that they will not be so desperately worse off than the rest of us. A lot of the incentives that have been given and lower labor costs that are enjoyed have been totally wiped away in Puerto Rico by the fact that they have to import 100 percent of their energy. And they pay much more for it than the rest of us do. So, why doesn’t America say ‘That’s part of the United States, and we’re going to figure out a way, through the sun, through the wind, through efficiency, through closing landfills, and through all the stuff we talked about to make Puerto Rico completely energy self-sufficient.’ If we can do it, then it should be done.”

Rememorando esas palabras proféticas del presidente Clinton hace 13 años, este es el momento de empujar el botón del ‘reset’ energético y aprovechar los $10 billones que están asignados para rehacer nuestro sistema eléctrico y es la única manera de cumplir con la meta establecida por el presidente Biden desde Edimburgo la semana pasada.

Empecemos con fortalecer solo aquella infraestructura que necesitemos para que el sistema tradicional existente de generación fósil, distante al consumo, transmitido por una red expuesta a los elementos, sobreviva por 10 años más cuando ya la mitad de nuestra energía sea renovable. Sería absurdo construir nuevos generadores con 30 años de vida útil si en 13 años tendremos la meta de 100% de energía renovable, a menos que la intención sea ignorar esa meta.

Empecemos a subsidiar dramáticamente la instalación de placas fotovoltaicas en por lo menos la mitad de la superficie edificada de las islas de Puerto Rico. Luchemos por extender el crédito federal de 30% a quienes inviertan en eso en Puerto Rico.

Aprovechemos los billones adicionales asignados por la administración Biden para desarrollar generadores de viento en las aguas llanas entre Puerto Rico e Islas Vírgenes, y activemos el proyecto de interconexión eléctrica entre Fajardo y la isla de St Thomas, de St Thomas a St. John, y de St. John a las Islas Vírgenes Británicas, que el cartel de petróleo en la AEE desalentó por los pasados 15 años.

No reconstruyamos completamente la red eléctrica existente por casi 80 años, sino que usemos los billones asignados a Puerto Rico para diseñar un nuevo sistema que no dependa de energías fósiles, sino como dicta la meta anunciada en Edimburgo dependa 100 % de energías renovables.

Como nos exhortó Bill Clinton, “If we can do it, it should be done”.

kmcclintock

Kenneth D. McClintock

Lo ultimo en política de Puerto Rico/USA

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/

You must be logged in to post a comment Login

Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/
Para trabajar por la Estadidad: https://estado51prusa.com Seminarios-pnp.com https://twitter.com/EstadoPRUSA https://www.facebook.com/EstadoPRUSA/